Breve reseña de la propaganda contemporánea

publicidad - marx - marxismo - Breve reseña de la propaganda contemporánea - La primera guerra - Alemania - Inglaterra - EEUU - Aparición de la propaganda moderna - La revolución soviética - Fundamentos filosóficos de la revolución - La justificación de la acción propagandística - Trotski: Medios de comunicación y propaganda - Educación - Cultura - Lenguaje - La guerra fría - La propaganda nacional Socialista - Volk - El Partido Nacional – Socialista Obrero Alemán (NSDAP) - La propaganda - Los medios de Comunicación Social - La educación - Unidad de conducción

Breve reseña de la propaganda contemporánea

"Todos los que hayan vivido en un ambiente de fuerte propaganda y hayan estado sujetos a sus efectos (mientras procuraban no ser afectados), todos los que hayan visto a la propaganda en acción, coinciden en que es efectiva. Quienes lo niegan viven en países que aún son liberales y no están sujetos a la propaganda intensa. Actualmente, casi no hay alemanes, soviéticos o argelinos que discutan la eficacia de la propaganda."

Jacques Ellul

La primera guerra

La primera guerra mundial marcaría un hito fundamental en la historia de la propaganda ya que a partir de entonces, se convertiría en un proceso organizado y profesionalizado que dejaría significativos aportes en diferentes ámbitos.

Es en esta primera guerra cuando aparece el concepto de "Guerra de masas", la guerra, ya no será un acontecimiento que involucraría no sólo a unos cuantos militares sino que afectaría directamente a la población civil.

Por primera vez se hablaría de una "Guerra total" ya que, como nunca antes, serían decisivos tanto los recursos humanos como los tecnológicos. Tal es así que, es en esta primera guerra cuando la fabricación de armas bélicas comienza a transformarse en una industria poderosa. En otras palabras, la artillería se vuelve sofisticada. Aparecen las ametralladoras y con ellas, la guerra se mecaniza. Las trincheras son parte de un nuevo esquema de batalla en el que el enemigo avanza lentamente sobre la debilidad del bando contrario. Hay una enorme cantidad de pérdidas humanas, calculemos unas 600,000 personas por cada bando. Ante esta realidad, que pone en evidencia la proximidad de la muerte y jaquea la moral de las tropas, sería la propaganda el recurso que permitiría sostener la motivación de los soldados para la lucha.

Estos antecedentes hicieron que en el ámbito militar, la propaganda sea entendida como una acción psicológica cuyo objetivo es la "motivación" de los combatientes.

Alemania

Alemania es el único país que, una vez involucrado en la primera guerra, utilizó una propaganda de tipo "defensiva" reaccionando a los mensajes difundidos por el enemigo. Esta decisión política sería criticada por Hitler tiempo después.

Características de una campaña defensiva

En una campaña defensiva, el sector (un partido político, un país) que inicia los mensajes, fija la agenda , es decir, determina los ejes temáticos sobre los cuales se planteará el debate. El sector que se incorpora en segundo lugar deberá responder a las acusaciones (reacción), esto es "defenderse". Para revertir la situación, lo que suele intentarse es destruir la agenda planteada por el primero para así orientar la discusión hacia los temas que resulten más favorables.

Este esquema se observa también en las campañas políticas actuales.

Inglaterra

En el caso de Inglaterra, hacia 1918, un comité de propaganda política trabajó sobre las tropas propias, pero sin descuidar las relaciones exteriores. Así es que se concentraron también sobre los Estados Unidos ya que el objetivo era conseguir un aliado.

EEUU

Antes del estallido de la primera guerra, la opinión pública norteamericana se encontraba tironeada por dos posiciones antagónicas como consecuencia de dos fuentes europeas que "presionaban" en dirección opuesta. Gran parte de la población veía con cierta simpatía la causa alemana. Naturalmente, en contraposición estaban quienes tomaban partido por Inglaterra, que propiciaba la incorporación de los EEUU en la contienda, haciéndolo un aliado, y por consiguiente, enemigo de Alemania.

Dentro de este contexto, las cadenas periodísticas defendían posiciones diferentes. Por ejemplo Pulitzer era favorable a la intervención norteamericana, mientras que Hertz se manifestaba partidario de la neutralidad.

Cuando finalmente los EEUU entraron en guerra, se creó un comité de información pública. Este comité tendría como objetivo dos tipos de acción propagandística:

  1. La primera acción, cuyos destinatarios serían los propios ciudadanos norteamericanos, tendría la misión de trabajar sobre la moral, elevándola o, por lo menos, mateniéndola.

  2. La segunda tendría como "target" a los países extranejeros. El objetivo sería explicar y justificar la entrada de los EEUU en la guerra. Estados Unidos sería el "justiciero" del mundo y sus nobles causas, la justicia, la democracia y la paz.

El trabajo propagandístico de los EEUU durante la primera guerra ha dejado como legado un modelo de organización. Del mismo modo, también se han obtenido numerosos aportes de gran utilidad para la psicología, la sociología y las técnicas de persuación publicitarias que aún se utilizan en la actualidad.

Aparición de la propaganda moderna

Con la llegada del comunismo a Rusia y de Hitler a Alemania, las técnicas de propaganda se fueron perfeccionando y se volvieron cada vez más complejas. En ambos casos fueron herramientas que lograron sostener un sistema totalitario y necesitaron de una enorme organización que demandó importantes recursos humanos y económicos.

La revolución soviética

Hacia 1917 finalizaba el período de los zares en la Rusia pre-revolucionaria. Se iniciaba así una etapa que duraría varías décadas y que marcaría un estilo de comunicación persuasiva de poderosa influencia ideológica sobre las masas. Para comprender el funcionamiento de la propaganda Leninista deberemos revisar algunos aspectos ideológicos.

El marxismo , ingresó en Rusia hacia 1880. Sin embargo, hasta casi dos décadas después, en 1898, el Partido Social Demócrata Ruso, funcionaba aún en forma clandestina. La OKRANA, un organismo antecesor de la KGB, detectaba a los miembros del partido clandestino y los hacía desaparecer. Esta persecución obligó a numerosos militantes a refugiarse en el exilio. El grupo más importante se marcharía a Londres desde donde lucharían por la reconstrucción del país. Hacia 1912, Lenin (El verdadero nombre de Lenin era Vladimir Ilich Ulianov) se agregaría a éste al grupo. A partir de ese momento comenzó a delinearse una división interna en el partido. Si bien ambos sectores coincidían en la teoría política, disentían respecto a la organización y el modo en que llevarían acabo sus objetivos. Se distinguían por entonces dos grupos:

Los Bolcheviques ( "Bolche" significa "más" y "Menche", "menos")

Representaban la conspiración clandestina y estaba integrada por revolucionarios dedicados completamente a la causa. Disciplinados rigurosamente, su organización guardaba cierto parecido con las logias europeas del siglo XVII. Tal como hemos mencionado, Lenin formaba parte de este grupo.

Los Mencheviques

De perfil moderado, podrían describirse como una organización de masas descentralizada porque la estructura de la agrupación era democrática. En cierta forma, reflejaba la relación que existía entre obreros y sindicatos que existía por la Europa de entonces siendo en parte similar a las organizaciones de otros que ya estaban funcionando en algunos países europeos.

Los Mencheviques, luego de la revolución rusa de 1905 en la que tomaron el poder, proclamaron la disolución de las organizaciones ilegales. Ante esta situación, los bolcheviques decidieron entonces separarse del partido que les había dado origen y constituyeron una organización política independiente.

Pero finalmente, como ya sabemos, en la revolución de 1917, los bolcheviques, encabezados por Lenin, tomaron definitivamente el poder de Rusia.

Lenin, una vez en el gobierno, nacionalizó la propiedad privada y la industria. En 1922 proclamó la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS). En enero de 1924, con la muerte de Lenin se inició una lucha por de poder entre los dos hombres más fuertes del régimen: Stalin (Stalin era un seudónimo que significaba "acero", su verdadero nombre era Josif Vissarianovic Dzugasvili) y Trotsky (Trotski o Lev Davidovic Bronstein, era partidario de extender la revolución socialista por todos los paises del globo. Acusó al gobierno ruso de abandonar la causa revolucionaria. En 1940, Stalin mandó asesinar a Trotski a través de un agente soviético en México) Finalmente, Stalin obtuvo el gobierno y hacia 1929 expulsó a Trotsky del partido. Ideológicamente, Stalin se oponía a la visión de Trotsky de la "revolución permanente". La idea de Stalin era la "edificación de un socialismo de un sólo país", basado en la colectivización forzosa.

Stalin representa tal vez el período más oscuro del Socialismo Soviético, ya que durante su gobierno se realizaron purgas cruentas en las que se aseguraba que todos sus opositores fueran eliminados.

En este breve repaso hemos hecho mención de las diferentes corrientes ideológicas del socialismo revolucionario: marxismo, trotkismo, leninismo y stalinismo; intentaremos reconocer los recursos propagandísticos de cada ideología.

Fundamentos filosóficos de la revolución

Marx plantea que el motor de la historia es la lucha de clases . Luego de un "comunismo primitivo", algunos hombres comienzan a apropiarse de una cantidad de bienes, lo cual, al generar desigualdades, desata la lucha de clases. A través de los siglos, como consecuencia de la posesión de los bienes de producción siempre existen dos clases en conflicto, una de ellas es explotada en beneficio de la otra, propietaria de los medios de producción. Este conflicto generara el nacimiento una nueva estructura social y económica. De acuerdo a la interpretación marxista de la historia, en la última fase de lucha, los proletarios toman conciencia de la explotación capitalista y acceden al poder y al control de los medios de producción. De esta forma, desaparece la lucha ya que la sociedad resultante es una "sociedad sin clases".

La justificación de la acción propagandística

Para Lenin, los proletarios no tenían posibilidades de adquirir por sí mismos la conciencia de la explotación capitalista. El proletariado sólo podría alcanzar una "conciencia sindical".

De acuerdo a este razonamiento, el pueblo no se transformaría en revolucionario por iniciativa propia sino que serán los intelectuales de la elite política los que tendrían el deber de despertar la conciencia revolucionaria de las clases proletarias. Esta elite al frente del partido es la que realmente tendría la inteligencia de poder anticiparse a la historia. La masa sólo posee fuerza ciega y espontánea.

Este postulado justifica la misión "educativa" que se le otorga a la propaganda dentro del sistema soviético.

Desde esta perspectiva, la masa y el partido son complementarios, porque el uno no puede actuar sin el otro. La masa aporta la fuerza, la espontaneidad y el partido forma la conciencia revolucionaria.

Sin embargo, la posibilidad de comprender la historia le otorga al partido una superioridad moral sobre la masa. Tal superioridad estaría apuntada en el deber de salvar a los proletarios, y, en última instancia, a la especie humana. En orden a alcanzar estos logros, el Partido sería el encargado de trabajar para el progreso de la humanidad, y esto implicaría intervenir de modo directo en todos los aspectos de la cultura a fin de formar a un "hombre nuevo".

En el terreno de la práctica, los revolucionarios encontraron algunas dificultades para poner en marcha la acción de propaganda a través de la educación política:

  1. Importante analfabetismo.

  2. Diversidad cultural de los diferentes pueblos.

  3. Grandes distancias geográficas.

Hacia 1917, cuando los bolcheviques acceden al poder, Rusia se retira del frente de guerra. En la convulsionada Rusia se sumaban por entonces importantes dificultades vinculadas los ejércitos propios y a los enemigos. Pero por sobre todas las cosas el hambre doblegaba a la población que sufría de la escasez de alimentos.

Así fueron las circunstancias en las que fue organizado la propaganda del primer período soviético. Una de las primeras medidas, fue la creación del OSVAG, un organismo en el que trabajaban propagandistas y agitadores.

Propagandista

Aquellas personas cuya misión es transmitir una gran cantidad de ideas a un grupo reducido de personas. El método utilizado se denomina "Revelación política" y consiste en relacionar un hecho puntal con el contexto general de la doctrina. Por ejemplo: "la gente no va al cine por que no tiene plata, y no tiene plata por culpa del FMI."

Agitador

A la inversa de los propagandistas, inculcaban pocas ideas a un número importante de personas. El método utilizado en este caso se denomina "Voz de orden". Las voces de orden suelen expresar objetivos a través de un "slogan" que actúa como control emotivo. Sin embargo, la voz de orden tiene un trasfondo racional. Por ejemplo: "Unidad del proletariado".

Trotski: Medios de comunicación y propaganda

Trotski, que se había iniciado en el marxismo hacia principios de siglo durante un destierro en Siberia, era partidario de iniciar una cruzada mundial que derrotara el capitalismo. Es así que no coincidía con el enfoque nacionalista de Stalin.

Sus primeros vínculos con la propaganda política fueron a través de un periódico de nominado "Pravda" (Verdad) que había dirigido en Viena, antes de la revolución del 17.

Respecto a los instrumentos de propaganda utilizados por Trotski cabe recordar los "trenes de propaganda", que consistían en salas de cine con imprentas móviles, verdaderas unidades tácticas de propaganda política.

Lo significativo de Trotski fue que supo utilizar los últimos adelantos tecnológicos de los que se disponía hasta el momento al servicio de la persuasión ideológica.

En general, los bolcheviques fueron pioneros en la utilización de la radio como vehículo de propaganda. El medio resultaba ideal para resolver el problema de las grandes distancias del territorio ruso y el analfabetismo de las masas.

Sin embargo, el medio de comunicación de la época era el diario. Lenin propuso fundar un diario principal que influyera sobre otros periódicos creando una red de control ideológico sobre los periódicos regionales. De este modo, todos los diarios que circularan tendría un claro perfil: un diario propagandista no se limita a informar sino que realiza una interpretación intencional de la noticia.

Educación

En 1918 se realizó un congreso de "trabajadores de la instrucción popular" para sentar las bases de la educación comunista y formar una generación de hombres nuevos ("Homo sovieticus"). En primer lugar se planteó el objetivo de intentar eliminar todo vestigio educativo dado por el entorno familiar. Todas las asignaturas que comprender el currículo escolar debieron adherir a la interpretación marxista.

Cultura

Para Stalin, el artista sería considerado un "Ingeniero del alma", por lo cual su labor se consideraba de altísima importancia para la formación del hombre nuevo. De allí el control ejercido sobre las manifestaciones artísticas de todo tipo. Los artistas que se expresaron dentro de la sociedad comunista tomaron la revolución como inspiración central de su obra.

Lenguaje

La "Neolengua" de G. Orwell en "1984", recuerda la manipulación de la realidad intentada desde el poder a través de la normativa del lenguaje. Posiblemente esta idea esté basada en el modo en que la propaganda Leninista utilizó la lengua rusa como instrumento de propaganda.

En los discursos, Lenin utilizaba tres tiempos verbales al mismo tiempo, por ejemplo:

"El pueblo fue, es y será revolucionario". Este planteo dogmático, impide que los receptores tengan algún tipo de libertad de pensamiento.

Por otra parte, un diccionario oficial regulaba la semántica con el objetivo de limitar significados no "peligrosos" para la ideología dominante. Por ejemplo, en 1930 "Disidente" se definía como "no-católico" en la antigua colonia". En 1978 la misma palabra recibe como definición "término empleado por la propaganda imperialista para designar a los renegados que traban el desarrollo socialista"

La guerra fría

Tanto la URSS, como su opositor ideológico, los EEUU, han emitido mensajes propagandísticos a través de diversos medios. Muchos de estos mensajes podrían reconocerse tanto en producciones de Hollywood o en ciertas publicaciones de partidos de extrema izquierda. Con la caída del sistema soviético, las Repúblicas de la ex-URSS, se encuentran ya alejadas de la propaganda política comunista oficialista. Tal vez como consecuencia de la fuerte marca ideológica dejada por tantos años de influencia propagandística, la opinión pública, descreída, gira en torno a la idealización del "estilo de vida norteamericano" o bien de la nostalgia por el perdido "imperio soviético".

La propaganda nacional Socialista

La ideología nacionalsocialista tienen que diferenciarse fundamentalmente de la del marxismo por el hecho de reconocer no sólo el valor de la raza, sino también la significación de la personalidad, constituyendo ambas las columnas básicas de toda la estructura de su construcción"(...) "Una ideología que irrumpe, tiene que ser intolerante y no podrá reducirse al simple rol de un partido junto a otros, sino que exigirá imperiosamente que se la reconozca como exclusiva y única, aparte de la transformación total –de acuerdo a su criterio- del conjunto de la vida pública" (...)

"El primer fundamento inherente a la noción de autoridad es siempre la popularidad. Pero una autoridad que solo descansa sobre este fundamento es en extremo débil, inestable y vacilante. De ahí que todo representante de una autoridad cimentada exclusivmente en la popularidad tenga que esforzarse por mejorar y asegurara la base de esta autoridad mediante la formación del poder. En el poder, esto es, en la fuerza, vemos representado el segundo fundamento de toda autoridad. Sólo cuando se reúnan los tres factores: popularidad, fuerza y tradición, puede una autoridad considerarse incomovible" Hittler, Mi Lucha

El Nacional Socialismo perfeccionaría aún más la organización creada por la propaganda leninista.

A diferencia del marxismo, el Nacional Socialismo carece de una macroteoría que suponga una interpretación de los hechos sociales. Para esta ideología, los programas políticos son considerados inútiles, lo único realmente válido, es la voluntad. Tal es así que la obra que escribiera Adolf Hitler, "Mi lucha" no es otra cosa que un llamado a la acción.

Volk

Un concepto importante es el de "volk" que significa "pueblo", pero implica algo más que las personas que lo integran. Incluye toda la tradición cultural transmitida a través de las generaciones, en otras palabras, su historia.

El Volk trasciende al individuo. Tal es así que de acuerdo a esta idea, el hombre debe someterse a la comunidad porque carece de un destino individual. El fin último del hombre es su sacrificio por la comunidad a la que pertenece. Esta idea implica consecuentemente la existencia de una supremacía dentro de la sociedad. Significa que existe un "Principio de jefatura" que guía a la comunidad, en el cual el jefe orienta y hay que someterse. El conductor o Führer encarna así el espíritu objetivo del pueblo.

El Partido Nacional – Socialista Obrero Alemán (N.S.D.A.P.)

Dentro del marco doctrinario, el Partido constituye el instrumento de propagación de la ideología y es el intermediario entre el pueblo y el Führer.

Al principio, el partido obrero Alemán era una organización pequeña que, representante de la derecha, se opone a los gremios sindicales. Más tarde, Hitler se consolidaría como líder y se le sumaría Joseph Goebbels, que posteriormente, se convertiría en Ministro de Propaganda.

El partido se transforma así en una élite cuya misión es conducir, propagar y defender el nacional-socialismo en el pueblo. La propaganda es algo más que una técnica de comunicación, ya que es el vehículo que permite la identificación entre el pueblo y su jefe.

La propaganda

La efectividad de la propaganda del Tercer Reich se logró sobre una compleja organización centralizada que cristalizó los postulados teóricos en un sistema de control que intetaba no descuirdar ningún frente. El objetivo era, naturalmente propagar el "nuevo credo".

En su libro, "Mein Kampf" (Mi lucha), Hitler da gran importancia a la propaganda no sólo como medio para obtener el poder sino también para conservarlo. En él se afirma:

"Toda acción de propaganda tiene que ser necesariamente popular y adaptar su nivel intelectual a la capacidad receptiva del mas limitado de aquellos a los cuales está destinada. De ahí que su complejidad intelectual deberá regularse tanto más hacia abajo, cuanto más grande sea el conjunto de la masa humana que ha de abarcarse (…) La capacidad receptiva de la gran masa es sumamente limitada y no menos pequeña la facultad de comprensión. En cambio es enorme su falta de memoria. Teniendo en cuenta todos estos antecedentes, toda propaganda eficaz debe concretarse sólo a muy pocos puntos y saberlos explotar como apotegmas hasta que el último hijo del pueblo se forme una idea de aquello que se persigue"

Estas palabras dan pie a la famosa consigna de Goebbels: "para convencer hay que afirmar, repetir y dar ejemplos".

En su libro, Hitler destacó también la importancia del orador. Describió en él, una técnica intuitiva que aplicaría con éxito en numerosas oportunidades: lo primero que hacía era refutar lo que le iban a decir, y ante la perplejidad del adversario podía ya exponer tranquilamente su mensaje.

El 13 de mayo de 1933 fue creado el Ministerio de Reich para la Educación del Pueblo y la Propaganda. La organización de esta institución pone en evidencia la enorme importancia que el Tercer Reich otorgó al control de la opinión pública como herramienta de gobierno.

Este ministerio, conducido por Goebbels, estaba dividido en varias secciones que cubrían la bastas áreas vinculadas a la cultura y a la comunicación.

====

La Cámara de Cultura

La Cámara de la cultura (R.K.K.) era un organismo que concentraba a todos aquellos que formaran parte del ámbito cultural. Esto incluía tanto a las artes como a los medios de comunicación social.

Los medios de Comunicación Social

La utilización de los medios a través de la propaganda nacional-socialista, se encuadra dentro de los criterios descriptos por Hitler en "Mi lucha":

a. Contenido de la información: intolerante y parcial con el objetivo de nacionalizar a las masas.

b. Concepción del destinatario: ignorante, débil e inclinada hacia quien domina, limitada en su capacidad de asimilación, carente de memoria, predominante sensibilidad por sobre la reflexión, tendencia a la polarización conceptual, suceptible a la influencia del discurso persuasivo (oratoria).

c. Naturaleza de la propaganda:

  • Doctrina intransigente

  • Mensaje adaptado a la limitada capacidad del destinatario

  • Concentración en pocas ideas

  • Apelación a lo emotivo

  • Fomento de la polarización conceptual (simplificación)

  • uniformidad de los mensajes (orquestación)

* La radio

Cuando el nacional-socialismo llegó al poder, en 1933, la radio ya estaba difundida y había desplazado al cartel y a los panfletos como medios de propaganda. Este nuevo medio, requería un tratamiento diferente de los mensajes. Los mensajes escritos pueden ser releídos y transmitir conceptos de mayor profundidad que requieran una reflexión más importante. Pero un texto radial no permite más que una única lectura, por lo que es mejor que este sea repetido varias veces en sus conceptos fundamentales. Por otra parte, la radio puede llegar incluso hasta aquellas personas no alfabetizadas del mismo modo que a las de educación superior. De esta forma, el discurso, una vieja técnica persuasiva, volvió a ser utilizada explotando sus aspectos teatrales: la arenga, el verbalismo, la repetición, la utilización de frases desprovistas de contenido y las ideas repetitivas.

Goebbels decía que la radio era la gran institutriz de pueblos. Tal es así que promueven la construcción masiva de receptores de bajo costo y construyen más emisoras.

Cuando la radio transmitía los discursos de Hitler, no era tan importante lo que decía sino cómo lo hacía: el famoso "Heil Hitler!" desde millones de personas llegaba a los odios de otros tantos millones de radioescuchas.

También se produjeron programas radiales para los alemanes radicados en el exterior. Dado que planeaban iniciar una expansión territorial, el objetivo del gobierno era generar el apoyo de los ciudadanos que habían emigrado y persuadirlos respecto a la ideología del poder. También tenían interés en conseguir adeptos en el extranjero.

* La prensa y la censura

En febrero de 1933 cuando asume el partido Nacional Socialista, una de las primeras medidas fue secuestrar el material considerado peligroso: periódicos socialistas y comunistas. La libertad de prensa fue suprimida y se creó el Ministerio de Propangda, del cual Joseph Goebbels se haría cargo. Para el flamante ministro de propaganda, la misión de los diarios no podía ser otra que colaborar con la acción de gobierno, y esto se lograría a través de una apoyo incondicional, es decir: no podrían quebrantar la fe del pueblo.

Organizarán así una cámara de prensa que reunirá toda la actividad periodística, la cual estaría regida por el estatuto de periodista. El periodista, no sería otra cosa que un funcionario público.

* El cine

El cine, con su capacidad de trabajar al nivel de las emociones, tiene en tiempos de la propaganda nazi, su época dorada. No será casual entonces su utilización con fines propagandísticos.

El 80% de la industria cinematográfica estará controlada por el gobierno alemán. Una cámara, al igual que con la prensa, concentraba a todos los hombres vinculados a la producción de cine. Incluso se crearía un banco de crédito con el objetivo de financiar la filmación de películas. Los contenidos de estos filmes son, al principio de tipo documental. El fundamento es valorar costumbres y paisajes alemanes, e indirectamente, fomentar el nacionalismo. Luego son introducidos noticieros infiltrados con propaganda comercial. Estos noticieros eran de proyección obligatoria antes de cada película comercial.

Y finalmente fueron producidos largometrajes de claros objetivos de propagandísticos. Un ejemplo es "El triunfo de la voluntad". Este largrometraje expresa a través de elocuentes imágenes, la fuerza del régimen, su poder de convocatoria y pondera la fortaleza física y espiritual del pueblo alemán. El estado contrataba a artistas renombrados para que colaboraran con el gobierno.

* La literatura

Como la consigna era formar el espíritu del pueblo, todo libro ajeno a la ideología gobernante era destruido. Se censuraba así todo texto pacifista, marxista o judaico

Por otra parte, obras como "Mi lucha" (Hitler) o "El mito del siglo XX" (Rosemberg) son considerados clásicos. Sin embargo, se trata de trabajos simples cuyo objetivo es difundir una ideología a las masas.

* Artes plásticas

Desde el punto de vista de la representación de la figura humana en las artes plásticas es el soldado ario, quien expresa la belleza y es la encarnación del régimen.

En la escultura, por ejemplo, aparece la acción como símbolo de la voluntad: son motivos frecuentes, el luchador y el atleta. El culto por el físico se manifiesta desde la misma educación que privilegiaba lo físico por sobre lo intelectual.

En la pintura también se refleja el interés por el nacionalismo a través de escenas de la vida colectiva y la cultura tradicional alemana.

* Arquitectura

La arquitectura es utilizada como un vehículo para:

a. Fomentar el nacionalismo: a través de la reivindicación de la típica casa alemana.

b. Expresar el poderío de la autoridad: La realización de grandes obras como el Estadio Olímpico de Berlin. Las obras de dimensiones importantes son una consigna de todo gobierno dictatorial, porque estas colosales estructuras representan la grandeza y la perdurabilidad del poder.

* Música y teatro

Wagner, autor emblemático del período expresa el romanticismo y el heroísmo a través de sus obras. Las marchas militares formaban también parte de espíritu promovido desde el poder.

Con respecto al teatro, se realizaban espectáculos públicos en los que el espectador participaba activamente, por ejemplo, a través de los coros.

La educación

La formación del niño es un asunto de estado, de allí que la Escuela Popular Alemana del Tercer Reich haya sido obligatoria.

Después de la escuela, el partido obligaba a hombres y mujeres a participar de la "Juventud Hitleriana". Los jóvenes más destacados, eran incorporados al partido. De allí saldrían los futuros dirigentes, perfectamente adoctrinados.

Se aplicaba una abierta discriminación ya que sólo podían asistir a estas instituciones "arios puros".

La disciplina era sumamente estricta y se daba gran importancia a la educación física. El racismo era la ideología que se intentaba inculcar.

Unidad de conducción

Para concluir diremos que la organización de la propganda nacional-socialista estaba basada en la centralización: el ministerio de Propaganda, la Cámara de la cultura y el Partido, eran los tres ejes que permitían mantener una estructura de control sobre las masas a través de una fuerte acción ideológica.

Bibliografía

Calcagno Eduardo, Propaganda, la comunicación política en el siglo XX, Comunicación Gráfica Edición y Diseño, 1992

Domenach, Jean Marie, La Propaganda política, Eudeba, Buenos Aires, 1966

Furones Miguel, El mundo de la publicidad, Salvat, Barcelona, 1982

Salvador Valverde Freire, Diferencias y coincidencias entre la propaganda y Publicidad, Bs. As., 1987

Ver tambien...
 
 
comparte esta página en:

© Copyright 1999-2014 idoneos.com | Política de Privacidad